Crash test desigual: Fiat 500 vs Audi Q7

A todas luces, el resultado de una colisión entre dos masas tan dispares como son las de un Fiat 500 y las de un Audi Q7 sólo puede traer beneficios para el más grande y serios problemas para el más pequeño. Ya puede llevar todos los sistemas de seguridad que queramos, que el resultado es nefasto.


Y no los lanzan a demasiada velocidad, 56 km/h y ya vemos como queda la cosa. La sacudida que reciben los ocupantes del pequeño utilitario, una vez que los 2.270 kg del gigante alemán lo embisten, es sobrecogedora.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *